Día 15, mes 9, año 0

Necesito escribir. Necesito… no puedo parar quieta Me siento encerrada otra vez. Solo mejora si me mantengo activa. No quiero que vuelva a pasar. Ha sido mucho peor que la primera vez. Mi cabeza está vacía: cuatro paredes, oscuridad, humedad, la espera. Eso es todo lo que consigo revivir. Los pensamientos se me escapan. No quiero dejar de escribir. Mis dedos se mueven, rompen la espera. El tic tic del teclado me tranquiliza. No quiero volver a esperar. Ya estoy en casa. Aquí no pasara nada. No va a venir a buscarme

La habitación esta oscura. Estoy en casa, la oscuridad no es mala. Espero.

Ya estoy en casa