Día 18, mes 1, año 0

Hablar con Jorge ha sido inútil. Ni los días que llego antes ni todas las horas extras sin cobrar sirven para evitarme una sanción. Me ha tratado como si fuese una niña pequeña. No paraba de repetir que él sabe que soy una buena trabajadora, que está muy contento conmigo, pero que no puede hacer nada, que las normas son las normas. Me siento muy impotente.