Día 4, mes 11, año 0

Mis compañeras de trabajo me han pedido que me reserve el fin de semana del 16 y 17 para irnos de despedida de soltera. Ninguna de ellas está invitada a la boda y a pesar de todo me han organizado una despedida, me parece un detalle precioso. Nunca salgo con ellas a tomar el café, ni me uno a los cotilleos a la hora de comer, así que ha sido una sorpresa.

Les he prometido que no haría planes ese fin de semana. Apenas tengo amigos y me irá bien airearme y socializar, lo de Fermín Cuartos puede esperar.

Estrechar lazos con las compañeras de trabajo es un inicio prometedor.